La Jurisprudencia del TS sobre las uniones no matrimoniales

Existe una copiosa jurisprudencia del TS destinada a resolver los numerosos litigios sobre el régimen de las uniones de hecho que puede condensarse de la siguiente manera:
  • El Tribunal Supremo ha rechazado repetidamente, la aplicación con carácter general de las reglas del régimen económico matrimonial.
  • También genéricamente, ha afirmado la validez de los acuerdos entre convivientes destinados a regular su relación, tanto en los aspectos personales, como en los patrimoniales.
  • Los pactos expresos son inusuales, lo que ha hecho que el Tribunal haya rechazado con una cierta frecuencia la existencia de pactos tácitos entre convivientes. En este sentido, ha exigido reiteradamente la concurrencia de actos concluyentes que constituyan una conducta clara e inequívoca, de la que quepa deducir la existencia entre convivientes de un acuerdo sobre el régimen económico de su convivencia en general, o respecto a un bien en particular. En todo caso, queda claro que la simple situación de convivencia no es suficiente para entender que no hay acuerdo tácito.
  • En lo que se refiere sobre todo, al régimen de los bienes adquiridos por los convivientes mientras duró su unión, el citado Tribunal, ha recurrido, bien directamente, bien a través del expediente de los pactos tácitos, a las reglas de la comunidad de bienes o de la sociedad irregular, lo que le ha permitido hacer un reparto de dichos bienes de la forma que se considera más equitativa.
  • Los expedientes empleados por el Tribunal Supremo para reconocer a favor de uno de los convivientes el derecho a una compensación por la ruptura son varios, tales como, la doctrina de enriquecimiento sin causa, el principio de protección del conviviente perjudicado, o la posibilidad de que existan indemnizaciones por daños y perjuicios.
  • Por último, en ocasiones, también ha admitido la aplicación analógica, también llamada analogía legis, de reglas propias del matrimonio, fundamentalmente en todo aquello que tenga que ver con la vivienda familiar y la pensión compensatoria.